Lenguaje claro

jueves, 15 de junio de 2017

Cajero de banco para automovilistas

El Banco de Galicia y Buenos Aires, vieja denominación del Banco Galicia, supo tener una sucursal en la zona norte del Gran Buenos Aires con un cajero para automovilistas. Se podían realizar depósitos sin bajarse del vehículo. Hay que recordar que en el año 1962 no existían los cajeros automáticos en Argentina.



Tanto la fotografía como el dato aparecieron publicados en una nota de la revista Parabrisas número 24 del mes de noviembre de 1962, donde se hablaba de los lugares donde se podían realizar trámites o compras desde el automóvil. Algo que en Estados Unidos era bastante común desde hacía muchos años.

No sé cuántos seguidores de Archivo de autos conocían este servicio bancario, o mejor aún si lo llegaron a utilizar en los inicios de la década del sesenta. Cuando los cajeros automáticos y las tarjetas de débito o crédito solo podían ser una tecnología de avanzada, o simplemente ciencia ficción para nuestro país.

El servicio del Banco de Galicia y Buenos Aires permitía ingresar al predio del sucursal y realizar depósito de dinero sin descender de su automóvil o camioneta, que son las que se aprecian en la vieja fotografía. Particularmente nunca vi alguno en el barrio que vivía en la ciudad de Buenos Aires. Pero tenemos este testimonio que al menos una sucursal existió en Argentina.

Mauricio Uldane
Editor de Archivo de autos 

Archivo de autos tiene Internet propia financiada por sus seguidores y por publicidad en este blog.